BIENVENID@S








viernes, 20 de junio de 2014

Taller Antonia de Oviedo: Sus Orígenes

El pasado día 20 de Junio, con motivo de la celebración del 150 Aniversario de la apertura de la primera casa para mujeres en situación de prostitución en Ciempozuelos, por María Antonia de Oviedo y José María Benito Serra el 1 de Junio de 1864, una hermana Oblata y una voluntaria impartieron conjuntamente, un taller que consistió en profundizar en los orígenes y detalles biográficos de la vida de la madre Antonia, con el objetivo de conocer y valorar más detalles personales, familiares y espirituales que conforman la extraordinaria personalidad de La Madre.


La metodología consistió en la lectura de detalles biográficos y de textos extraídos del cuaderno, “Textos para trabajar. Empápate de Color” cuyo material fue elaborado por la Comisión de Proyectos y Voluntariado para ser trabajado en el pasado encuentro celebrado en Ciempozuelos en Noviembre de 2013.
Para finalizar este taller se llevó a cabo una actividad que consistió en un taller de redacción, se propuso a las mujeres que reflejaran sus impresiones personales sobre la figura de la Madre Antonia, testimonios que queremos compartir con toda la Familia Oblata como signo de agradecimiento e impulsor para seguir sembrando la semilla evangélica del compromiso y de la inclusión para construir espacios de justicia e igualdad.

Testimonios Madre Antonia

Madre Antonia, una mujer con mucho estudios y humilde de corazón, buena, que ayudo a muchas mujeres con problemas de adaptación a la sociedad por el trabajo que ejercían en las calles.
Con una inquietud por las palabras del Padre Serra. Imagino, que fue verla, y le dio fuerza y esperanza, que no dudo en pedirle ayuda, la cual rechazo pero era tan fuerte la pasión que tenía por ayudar a las mujeres que no pudo evitarlo y entregarse en cuerpo y alma para ayudar al padre Serra.
Es una mujer con una humildad tan grande que no puedo dejar de leer todo lo se escribió de ella, es un ejemplo a seguir de cómo se volcó con todo lo relacionado a la ayuda de mujeres explotadas y agredidas.
Por la ciudadanía tenemos que pensar que todo fue en la época de más dureza.
Yo por todo eso le doy las gracias por ser como es.
Rosario

Yo cuando vine al centro Mujer Gades me empezaron a hablar de ella, la admiro mucho por lo que me cuentan. Su cara refleja ternura y bondad.

Ana

A la hermana Antonia se le ve cara de santa porque tiene ternura en la cara y es una buena persona.
Carmen N

Bendito seas Dios nuestro encarnado en la historia. Tengo una estampita de la madre Antonia que me dieron en el centro, yo la tengo en casa y creo que me da una gran paz en mi corazón. Estará siempre conmigo, tengo mucha fe en ti.
Carmen G

Madre Antonia; fue una buena mujer y luchadora. Sus proyectos son fuertes como ella, no cualquier persona se entrega a ayudar a personas que se quedan a mitad de camino, como la prostitución, la pobreza y promover la colaboración de muchas otras personas.
A mi, personalmente, Madre Antonia me ha ayudado a través de Mujer Gades en todos los sentidos.
Luisa

A mi, madre Antonia, me ayudo a conseguir el trabajo de la tienda cuando yo se lo pedí en la mesilla y le di un beso y me gusta mucho porque hablo con ella cuando tengo ansiedad y se me quita, siento mucha paz cuando voy al colegio .Me encanta porque me apoyo mucho en ella y siempre la tengo a mi lado.
Le tengo que dar una estampa a mi madre porque me siento mucho más cerca de ella.
Gracias Madre Antonia porque mi madre me ayuda mucho ahora.
Un beso: Eva.
Eva

Para mi la madre Antonia significa una persona muy culta que se preocupa mucho por ayudar a las mujeres que estaban en la calle.
En primer lugar rechazó la ayuda del Padre Serra, pero era tan grande la fe que tenía que pasaron algunos años antes de irse a la congregación de las hermanas oblatas.
María

La hermana Antonia tiene una cara muy bondadosa, parece muy buena persona y su cara demuestra ternura.
Antonia

Madre Antonia, significa una mujer que ayudó a las personas maltratadas, a las mujeres de la calle que se dedicaban a la prostitución.
Antonia, antes de dedicarse a esta vida, era una institutriz de las infantas de la reina María Cristina de Borbón; era una persona que en ese tiempo de la época muy culta. Pasó el tiempo y se encontró con un amigo suyo que se llamaba José María Benito Serra, el cual le pidió ayuda para abrir la casa de la congregación de las hermanas Oblatas.
A lo primero ella dijo que no pero después dijo que sí y desde entonces se fue con el Padre Serra. Esa persona dio todo por esas mujeres que ni siquiera conocía.
Fue una gran mujer que se deshizo de todos sus bienes para meterse y ayudar a las personas marginadas.
Para mí es una congregación admirable.
Griselda

La hermana Antonia tiene cara muy bondadosa, parece muy buena persona y su cara demuestra mucha ternura.
Antonia

No hay comentarios:

Publicar un comentario